sábado, 8 de febrero de 2014

Una cisterna como testigo de la Segunda Guerra Punica

Fotografía de colección privada


Durante las excavaciones realizadas a mediados 2013 y dirigidas por D. Manuel Olcina,  han sacado a la luz  nuevos restos pertenecientes todos ellos a la época púnica. Dichos trabajos se centraron en el hallazgo de una nueva cisterna de algo mas de 2 metros de profundidad.
La gran particularidad de esta cisterna ( según los resultados de sus estudios ) radica que en su interior, se han hallado gran cantidad de testigos relacionados todos ellos con los últimos momentos de la destrucción de la urbe en el 209 a. C.
Durante su excavación aparecieron los restos de la plataforma de madera que cubría toda la superficie de la cisterna. En  interior también aparecieron gran cantidad de cerámica, destacando un conjunto ánforas ibéricas, las cuales estuvieron colocadas encima de dicha cubierta, hasta que por los efectos del incendio se precipitaron al interior de la misma.


Fotografía de colección privada



Fotografía de colección privada



Fotografía de colección privada

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si no consigues enviar un comentario, puedes escribir en christianlegoff@gmail.com